Alcohol Justice: El gobernador Newsom #GUI, de California, prioriza las ganancias de los restaurantes y los bares por sobre la salud y la seguridad pública

SAN RAFAEL, California, 11 de junio de 2021 /PRNewswire-HISPANIC PR WIRE/ — La Alianza de Políticas sobre el Alcohol de California…

SAN RAFAEL, California, 11 de junio de 2021 /PRNewswire-HISPANIC PR WIRE/ — La Alianza de Políticas sobre el Alcohol de California (CAPA) y Alcohol Justice, la entidad de control de la industria de las bebidas alcohólicas con sede en San Rafael, California, acusa al gobernador Newsom de «gobernar bajo influencia» #GUI por alimentar el frenesí de la desregulación del alcohol en beneficio de sus aliados del sector del alcohol, los restaurantes y los bares a expensas de todas las demás personas del estado.

Alcohol Justice logo.

«Si bien la necesidad de apoyar a las pequeñas empresas durante la recuperación económica es importante, es fundamental priorizar la salud pública. Como contribuyente y defensora de la seguridad de la juventud y la comunidad, mis principales preocupaciones radican en las ventas de bebidas alcohólicas para llevar y el despacho a domicilio de alcohol para los consumidores», sostuvo Jeanne Shimatsu, vocera de AADAP, Inc. (Programa de control del abuso de drogas para asiáticoamericanos) y CAPA. «Los cócteles de alcohol no son un alimento o una bebida esencial, y permitir las ‘bebidas alcohólicas para llevar’ en envases fáciles de manipular dentro de un vehículo es abrir la puerta para que los jóvenes accedan a ellas y las consuman. Lo que es más importante, contribuye a los peligros que para todos supone la conducción en estado de ebriedad». 

Newsom decepcionó a los defensores de la salud pública y de los vecindarios cuando declaró que prolongaría los numerosos avisos de «Alivio Regulatorio» del ABC del año pasado hasta el 31 de diciembre de 2021 «para promover la salud pública». Dichos avisos fueron concebidos como compensaciones temporales a través de la promoción del consumo de alcohol como una medida de salvataje para los restaurantes y bares durante la pandemia, con la intención de que las ventas volvieran a la normalidad cuando el estado lo hiciera.

Bajo las nuevas órdenes de Newsom, la desregulación se prolongará hasta fines de 2021. La legislación que busca dar carácter permanente algunas de las iniciativas de desregulación podría perfectamente ser aprobada y entrar en vigor el 1 de enero de 2022. Algunas tienen fecha de caducidad para un año más o dos, pero los defensores de la salud pública y seguridad del estado temen que las acciones del gobernador envalentonen a la industria para seguir empujando a la legislatura por un barranco a fin de reducir permanentemente las regulaciones clave en materia de alcohol, incrementar sus ganancias y acelerar el crecimiento de las ya crecientes tasas de dependencia clínica y accidentes vehiculares relacionados con el consumo de alcohol.

La glorificación y la promoción del consumo de alcohol en lugares públicos situadas en la esencia de las recientes acciones de Newsom beneficiarán a los empresarios (incluido el propio Grupo PlumpJack del gobernador) a expensas de la ciudadanía. El gobernador y la legislatura de California buscan actualmente ampliar y extender las ventas de bebidas alcohólicas y el consumo en aceras, callejones, estacionamientos y pequeños parques públicos, junto con la creación de «zonas de fiesta» y «cócteles para llevar» permanentes con reparto a domicilio sin ningún tipo de licencia de la ABC, supervisión, ni capacitación requerida del Servicio Responsable de Bebidas (RBS) para las compañías de despacho a domicilio.

«¡La expansión del servicio de venta de alcohol en exteriores, las bebidas alcohólicas para llevar y la desregulación en la entrega de alcohol a domicilio NO promueven la salud pública! De hecho, gobernador, ha habido un incremento en el consumo de alcohol además del estrés por la pandemia y la pérdida de puestos de trabajo, lo que ha contribuido a un aumento en los problemas de salud mental, incluidos los suicidios», señaló Maribel Briseño, representante de CAPA (Palmdale). «La salud pública y la seguridad están en peligro. En vez de salvar a las empresas —entre las que además hay grandes cadenas corporativas, no solo negocios pequeños— debería enfocarse en salvar las vidas de las personas, ¡y no priorizar las ganancias por sobre las vidas!»

Aunque al gobernador no pareciera importarle, los defensores de la salud pública están particularmente preocupados porque las entregas de alcohol a los clientes, especialmente a través de restaurantes, carecen de regulación desde el punto de compra hasta el punto de despacho a domicilio, donde no existe control formal de la edad legal para verificar que es un adulto sobrio quien compra y recibe el pedido de alcohol. Además, el gobernador pareciera hacer oídos sordos al riesgo que supone para la seguridad pública seguir permitiendo que las calles y las veredas se abarroten de cafeterías al aire libre.

«Permitir que los negocios sigan instalando las mesas en el exterior infringe los derechos de las personas con discapacidades y de los peatones», añadió Briseño.«Se pone en peligro la seguridad de las personas al obligarlas a transitar por la calle porque las mesas obstruyen su camino en las aceras públicas. Esto es una violación de la Ley para Estadounidenses con Discapacidades (ADA). No deberíamos comprometer el derecho de paso de los ciudadanos».

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) han estimado que en California se producen anualmente 10,500 muertes y 165,000 hospitalizaciones relacionadas con el alcohol, un gasto de $14.500 millones en costos gubernamentales y $35.000 millones en daños económicos totales relacionados. Mientras tanto, las tasas del trastorno de abuso de alcohol se han incrementado en un 50 % o más durante los últimos 20 años, y los accidentes vehiculares con resultados fatales aumentaron en un 30 % desde 2015 hasta 2020. «En el afán por regresar a la normalidad económica, no podemos pasar por alto el sentido común para ganar unos pocos centavos más, especialmente cuando el costo es en vidas humanas», agregó Shimatsu.

«La industria y el gobierno de California, de arriba a abajo, se encuentran atrapados en una relación de codependencia enfermiza», sostuvo Bruce Lee Livingston, director ejecutivo/CEO de Alcohol Justice. «La Asociación de Restaurantes de California y la corporación mundial de bebidas alcohólicas Diageo están detrás de gran parte de la campaña de presión que busca que el gobernador y la legislatura de California prioricen el alivio regulatorio por sobre la salud y la seguridad públicas, y las problemáticas de los vecindarios».

Alcohol Justice y CAPA creen que es momento de que el gobernador Newsom y los legisladores de California honren sus juramentos de proteger la salud y la seguridad. La meta debiese ser la reducción de los riesgos, no el fomento de la recuperación económica mediante la promoción del consumo al aire libre y en público de productos que causan tanto daño, sufrimiento y muertes a las comunidades de California. Se insta al público a tomar acciones e informarles al gobernador y a sus líderes electos que la salud pública es más importante para la recuperación del estado que el consumo de bebidas alcohólicas en lugares públicos.  

Haga clic aquí ahora: https://bit.ly/3oFz1uo  o envíe PUBLICHEALTH al número 313131 para hacer llegar su mensaje al gobernador Newsom y a los legisladores de California.

Contacto: Michael J. Scippa 415 548-0492

Jorge Castillo 213 840-3336

California Alcohol Policy Alliance (CAPA) AlcoholPolicyAlliance.org

Logotipo: https://www.minnesotanoticiastoday.com/wp-content/uploads/2021/06/alcohol-justice-el-gobernador-newsom-gui-de-california-prioriza-las-ganancias-de-los-restaurantes-y-los-bares-por-sobre-la-salud-y-la-seguridad-publica.jpg

Logotipo: https://www.minnesotanoticiastoday.com/wp-content/uploads/2021/06/alcohol-justice-el-gobernador-newsom-gui-de-california-prioriza-las-ganancias-de-los-restaurantes-y-los-bares-por-sobre-la-salud-y-la-seguridad-publica-1.jpg

 

FUENTE Alcohol Justice; California Alcohol Policy Alliance